En el marco de la Asamblea de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (UNEA 5.2), se reunieron  193  Estados miembros  para tomar  medidas, en  cuanto a  la problemática del cambio climático, la pérdida de biodiversidad  y la contaminación.

Por su parte el ministro de Ambiente, Carlos Eduardo Correa, afirmó que si bien Colombia solo emite el  0.6% de los Gases de Efecto Invernadero del mundo, si podría afectar considerablemente el cambio climático, considerando que es el segundo país más biodiverso del mundo.

“Vemos con preocupación cómo nuestros ecosistemas terrestres y marinos están inundados de desechos de plástico que se han vuelto parte del paisaje. Es hora de actuar ya por la naturaleza, por eso, aplaudimos que los países que estamos hoy aquí hayamos llegado a un acuerdo para construir entre todos un tratado mundial para reglamentar el uso de plástico y poner fin a esta tragedia que hoy amenaza la vida del planeta”, expuso el ministro Correa en la apertura de  la UNEA 5.2.

Es por ello que Colombia ha iniciado de la mano del sector productivo, un trabajo conjunto para lograr a 2030 que el 100% de los plásticos de un solo uso sean reutilizables, reciclables o compostables. De igual forma se ha prohibido el ingreso de plásticos de un solo uso a los Parques Nacionales.

El país le ha apostado a un modelo de desarrollo bajo el lema “Producir conservando y conservar produciendo”, para que haya aprovechamiento sostenible de los recursos de los recursos naturales y los ecosistemas.

“En Colombia estamos sembrando un millón de corales para restaurar 200 hectáreas de arrecife coralino en 13 regiones, de la mano de las comunidades; así mismo, con el proyecto ‘Vida Manglar’ apoyamos iniciativas de carbono azul; ¡el primero de esta clase en lograr la certificación mundial Verra para un ecosistema marino-costero! Este año, alcanzaremos la meta de sembrar 180 millones de árboles, en concordancia con la iniciativa mundial One Trillion Trees, con el que hemos generado 50 mil trabajos, especialmente en la zona rural del país. Y así mismo, cumpliremos la meta de proteger el 30 % del territorio marino y terrestre este año, ocho años antes de la meta de la iniciativa global 30×30”, aseguró  el funcionario.

Se espera antes de finalizar el año 2022, quede fijada en el país la Ley de Biodiversidad, para lograr un cambio social-ambiental;  en pro de aunar esfuerzos y abordar las problemáticas emergentes, comprometiéndonos con acciones inclusivas, equitativas y sostenibles.

 

Información suministrada por el ministerio de Ambiente.

Abrir chat